4 nov. 2011

Reseña: Luna de Otoño, de Julia Zapata Rodrigo


Autor: Julia Zapata Rodrigo
Título: Luna de Otoño
Editorial: Editorial Círculo Rojo
Género: Narrativa, Novela Romántica
Páginas: 238
Sinopsis: Nos olvidamos que para conseguir algo hay que luchar y seguir luchando, y no cesar en el empeño. Sofía, la protagonista de Luna de Otoño nos da una lección de superación, una mujer marcada por el pasado que sueña con un futuro mejor. Utilizada hasta la saciedad, manipulada por la persona que ama. Enclaustrada en una vida que no desea, y obligada a renunciar a su sueño. Anulada y poniendo en duda su valía, como mujer madre y esposa.

Sofía nos adentra en su mundo, en su corazón. El corazón de una mujer que quiere vivir, volver a amar a sentir, pero sobre todo quiere ser ella misma sin ser coaccionada por nadie. En su camino se cruza esa persona que la despierta de su letargo, para ella es una bocanada de aire fresco, una ventana al exterior que la depura, que le aporta color e ilusión a su triste y patética vida. Aunque el camino hasta llegar a él ha sido bastante complicado... no lo será menos el intentar conseguir su merecida felicidad. Pero Sofía es fuerte y aunque derrame muchas lágrimas y haya momentos en que el sufrimiento la deje abatida, luchará por conseguir el puesto que merece en la vida, aunque para ello tenga que renunciar a algo muy valioso.

Una historia de amor, de luchas internas, ilusiones, traiciones y dolor...que no dejará indiferente a nadie.

Este es el primer libro que Julia nos ha ofrecido, proximamente se reseñarán otros dos libros de la autora, en uno de ellos combina la poesía con la prosa y el otro es poesía muy comprometida con el mundo actual, sus títulos son: "Alma Perdida" y "Tan Sólo una Caricia".
Agradecer a Julia su deferencia con este blog es algo obligado, he pasado unos momentos muy emotivos y de gran riqueza literaria con sus obras.

Vayamos sin más demora a "Luna de Otoño", El argumento es la demoledora historia de Sofía, una mujer que desde su más tierna infancia sufre una serie de percances que seguramente muchas personas no serían capaces de soportar, pero Sofía no se rinde y luchará por ser feliz a pesar de todo.
No conozco apenas a Julia, hemos cruzado pocas frases pero leyendo su biografía estamos ante una mujer que durante su vida a tenido que superar múltiples obstáculos, no poder dedicarse a su más temprana vocación, el dibujo, y problemas diversos de salud que le han impedido realizar ciertas actividades, todo eso no ha conseguido frenar su talento creativo.

En este libro Julia ha transmitido a Sofía ese espíritu de no dejarse rendir ante nada, normalmente los escritores muchas veces transmiten parte de su carácter a sus personajes, en "Luna de Otoño" es un elemento de vital importancia, no olvidemos que es un libro basado en hechos reales.
El libro está escrito en tercera persona, es una técnica literaria que permite cuando se hace bien, y aquí se ha hecho fenomenal, el poder contar la historia y las características de los personajes con una imparcialidad que cuando se escribe en primera persona no se da, por cuestiones tan obvias como que escribir algo siendo parte activa ofrece aspectos de subjetividad, cuando se han vivido todas esas situaciones el escribirlas como un mero espectador es muy complicado y mantener la serenidad aún más..

Sabiendo ya que la vida de la protagonista es muy similar en situaciones a la de la autora, me ha impactado la claridad con la que Julia toca elementos muy actuales con una descripción de hechos y situaciones duras y complejas, temas como la enfermedad y el maltrato son referidos sin dejar nada en el tintero, la lacra de la violencia de género es un tema candente que nos tiene que avergonzar como seres humanos, hubiera sido muy fácil para Julia enfocarlo desde un prisma muy manido hoy en día pero ella lo hace con una maestría profunda..

Los capítulos no son para nada farragosos, es un libro que te va envolviendo mientras lo lees, consigue mantenerte en un interés que va creciendo hoja a hoja, el final del libro es de impacto pero dejando una luz en la que se adivina una segunda parte de la vida de Sofía a la que hemos aprendido a entender y querer con su historia, aunque a veces dan ganas de decirle cuatro cosas sobre su carácter sumiso ante un cerdo machista, del cual hasta me niego a pronunciar su nombre.
Podríamos contar todo lo que la protagonista vive, pero para eso que cada uno coja el libro y lo lea, es un libro que vale la pena leer con calma.
Para finalizar os recomiendo la lectura de "Luna de Otoño", es un muy buen libro y que nos hace pensar en aspectos candentes de esta sociedad..


Julia Zapata Rodrigo Nació en Madrid.

En su infancia y juventud su mayor aficción siempre fue el dibujo, una actividad que desarrolló con bastante soltura y dedicación llegando a convertirse en su asignatura pendiente al no poder hacer su sueño realidad, convertirse en profesional del dibujo. Trabajó durante años en el sector textil, dedicando una parte de su tiempo libre al diseño y la escritura.

Durante esos años y debido a pasar temporadas en hospitales nació su vocación por la sanidad, así fue como se decidió a estudiar auxiliar de enfermería y puericultura.     Sus últimos años en el mundo laboral los dedicó a la tercera edad, teniendo que abandonar su puesto de trabajo por problemas de salud. Es entonces cuando se vuelca definitivamente en la escritura, por vocación y necesidad a la vez, ya que el escribir va ayudándola a ir salvando obstáculos y dando más autonomía. El poder transmitir a través de la escritura le ha aportado seguridad.

En Junio de 2010 salió publicado su primer libro "Alma perdida" dejando transcritos en él un cúmulo de sentimientos en forma de poesía y prosa.

Su poema "Aquellos ojos verdes" forma parte de una Antología "Años maduros", también su poema "Un otoño más" está incluido en otra Antología "Inspiración otoñal". En Marzo de 2011 sale publicada su primera novela "Luna de otoño" basada en hechos reales.

En Septiembre de 2011 ve la luz "Tan solo una caricia" un tiempo de cambios que deja plasmados en forma de versos, dejando patente la evolución sufrida.

En el presente está trabajando en una segunda entrega de "Luna de otoño".



Sofía se iba apagando en una vida que no le pertenecía, en la que se encontraba como una intrusa. Tenía la sensación de que le habían cambiado los papeles al repartir el guion de su vida... y le había tocado el papel de sumisa. Pero ella ya no era así y nunca volvería a serlo. Tan solo en el silencio de la noche abría la ventana
de su refugio para tomar aire, depurar su alma y poder disfrutar de la compañía incondicional de su luna, testigo de tanta tristeza y dolor. Vivía en un mundo sin promesas, sin detalles, sin abrazos. Entregaba todo sin esperar nada a cambio. Sin embargo, llevaba unos años que se había convertido en una persona más introvertida, más reservada, ya que nunca llegaba esa caricia, ni ese gesto de cariño, que parecía que fuera mendigando amor por las esquinas en su propio hogar.




Sofía se siente halagada, pero a la vez siente que no puede responderle como él merece. Hablan durante largo rato y Lucas le pide volver a verla. Ella no sabe qué contestar, siente que no está preparada, a pesar de los meses que han pasado, no se siente con fuerzas aún. Esquiva la respuesta y, después de seguir charlando
unos minutos, se despiden con un hasta pronto. Ella cree que si acepta volver a verle no está siendo leal a su hijo, piensa que se debe a él y a nadie más. Esto hace ver que no se encuentra bien. Sigue bastante afectada por la pérdida de su bebé y con todo su pasado junto a Diego. A veces, confunde la realidad con lo que no
lo es. Ha aprendido a esconder sus sentimientos para cuando se encuentra sola, y eso ha hecho que su familia piense que está mejor, pero Sofía vuelve a recaer.




Sofía está confundida no sabe cómo actuar, todo ha sido demasiado rápido. Álvaro está pendiente en todo momento de ella, la nota inquieta y se acerca hasta donde están, quiere saber qué ocurre. Al preguntarle a Sofía, Gustavo piensa que es su pareja y le explica de qué se trata. Sofía calla, escucha y observa su reacción. Álvaro la anima a que acuda a esa cita y escuche lo que tiene que decirle ese hombre. Sofía lo aprueba y Álvaro queda con Gustavo a las cuatro de la tarde para que les explique todo. Este le entrega una tarjeta para que le llame cuando hayan acabado su turno en la galería. Se despiden hasta la tarde. Allí se quedan los dos mirándose, sonriendo, sin saber qué decir.






Os paso los enlaces de los Blogs de Julia, donde podréis conocer más sus obras..

http://juliamanecer.blogspot.com/

http://almacorazonyluna.blogspot.com/

Recordaros que con la venta de cada libro de Julia se dona 1€ a la Fundación Dravet
Para más información pinchar en el Logo



                                                                                                               8/10

7 comentarios:

  1. Un libro que no termina con la palabra fin, porque durante algún tiempo, no puedes evitar seguir pensando en su historia. Una muy buena reseña.
    Besos.
    Àngels.

    ResponderEliminar
  2. me ha encnatadoooooo yo iba a leerla este fin de semana

    ResponderEliminar
  3. Lo apunto a la lista de pendientes... me pillas muy cerquita, así que me lo tendrás que dedicar!!!
    Muy buena reseña, si señ@r.

    ResponderEliminar
  4. leyendo otra vez la reseña, pues si, no es fácil salir del yugo de una persona machista..... es fácil aconsejar y dificil salir..... yo me lo acabo de leer y la verdad da que pensar

    ResponderEliminar
  5. Perdón Miguel por lo anterior, quería comprobar si ´me dejaba comentar y parece ser que sí. :) Ya es hora que pueda hacerlo.

    Aunque haya pasado tiempo de esta reseña, quería agradecerte tu opinión personal, y decirte que me ha encantado la manera de como has captado lo que deseaba transmitir, muchas gracias Miguel, y encantada de haberte conocido personalmente. Un besote. :)

    ResponderEliminar

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...